Jazz & Talent!

Gestion del talento_Jazz

Alguna vez he dicho que cuando estás entrevistando en un proceso de selección, no es tan interesante saber en qué compañías ha trabajado la persona que tienes en frente sino conocer con quién ha trabajado, quién ha sido su manager, quien le ha planteado retos, quien le ha acompañado en su desarrollo.

En lo que a mí respecta, puedo decir que he tenido el lujo de trabajar con Esteve Farrero fue él quien apostó por mí cuando empecé a trabajar en Sara Lee, estando yo embarazada de 7 meses. Yo ya tenía a Oriol, de 3 años en esa época y en aquel entonces estaba embarazada de Andreu, mi segundo hijo (posteriormente ya hemos sido famila numerosa con la llegada de Marina).  Para mí, estar en el proceso de selección, embarazada con mi enorme barriga, era toda una señal de innovación y vanguardia. La intuición que tenemos las mujeres no falló: una gran compañía y un gran líder.

Con Esteve impulsamos el concepto de las Jam Sessions: sesiones de trabajo en las que alguien de la compañía comparte su conocimiento de algún tema en concreto con el resto de la organización. El enfoque tiene mucho que ver con la filosofía del Jazz! Sesiones de grupos de trabajo reducidos en los que se comparte la experiencia de una manera informal, buscando la colaboración entre las personas, improvisando los contenidos en función de las preguntas y dando el empowerment a los individuos en su propio desarrollo.

Me ha venido a la mente las Jam Sessions al leer el artículo de @dtapscott “Five ways Talent Management must change”  donde nos explica que el actual modelo de Gestión del Talento es reclutar, formar, gestionar, retener y evaluar el rendimiento de nuestros empleados. Dan nos plantea que el futuro de las compañías inteligentes ya no será así. La Gestión del Talento es como un conjunto de Jazz , donde la jerarquía es reemplazada por la creatividad, con agilidad en la respuesta, de igual a igual, con colaboración, empowerment e improvisación.

Don Tapscott nos plantea cinco puntos a reflexionar sobre la Gestión del Talento:

  1. No reclutes! Inicia una relación y entabla conversaciones con el mejor talento 
  2. No formes! Crea lugares de aprendizaje en el trabajo
  3. No gestiones! Colabora 
  4. No retengas! Desarrolla relaciones duraderas 
  5. No hagas revisiones de desempeño anuales! Mejora el rendimiento en tiempo real 

Igual que los músicos de Jazz, los líderes deberán experimentar, ser curiosos,  abrazar las situaciones con un grado de incertidumbre, buscar la diversidad, adaptarse a las situaciones de una manera ágil y rápida, colaborar, trabajar como uno más y aportar su pasión y disfrute en todos los proyectos que estén liderando.

“Jazz is an innovative response to change”. Michael Gold 

¿Y tú qué opinas?¿Cómo podemos trasladar el Jazz a la Gestión del Talento?

 

Comments

  1. says

    Me parece un acierto asimilar el Jazz con Gestión del Talento y las Jam Sessions como tool.
    Yo creo que, en algunas empresas ya estamos avanzando a nivel organizativo con la separación de HR Laboral de una Persona Responsable de Gestión del Talento reportando a DG.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *